imagen destacada

La ciudad viva: del urbanismo a la ciudadanía

PROGRAMA_DEFINITIVO_Página_1 Después de unas jornadas a ratos muy vivas a ratos zombies, quizás por el carácter de los procesos lentos en cuanto al apoyo institucional se refiere, nos enganchamos a redactar una cierta sinopsis sobre nuestras experiencias que nos sirva de reflexión en cuanto a lo discutido, incluyendo los sinsabores de los cafés en precariedad.

Día 1- Horizontalidad entre la ciudadanía, técnicos y administración.

Desde los entornos de lucha social se hace hincapié en evitar el proteccionismo endogámico entre artistas/arquitectos, la autocomplacencia de la obra creada por encima de los intereses del común. Concebir el proyecto desde la potencialidad de su área de acción recurriendo a la intervención/participación desde las pequeñas acciones a mayores conceptos, consiguiendo el enganche e interés de las mayorías, desde el portal a la calle, al barrio y luego a la ciudad.

No cruzar la linea de la tecnocratitis se hace difícil dentro de contexto profesional lleno de ego, donde se menciona a la ciudadanía como “masa social”. Promover el “acceso analógico” a la información para educarnos en participación desde el acceso a la información convirtiendo en exponencial el producto creativo de la comunidad. La participación necesita de sus ritmos, dinámicas y especialistas. La confianza en el técnico debiera llegar de forma natural y no impuesta.

No cruzar la linea de la brutalitis se hace difícil dentro de una cultura que olvida el esfuerzo académico por el conocimiento y lo infravalora respecto al culto de calle implícitamente gratuito. Ni los técnicos deben olvidar la frescura técnica vernácula de los ciudadanos ni estos la condición ciudadana de los primeros.

Consecutivamente permitir la autogestión y autocreación como una llamada  a lo comunitario. Permitir que se potencian las ideas, sus decisiones y que estas modifiquen el espectro político sin lucha violenta.

Día 2- Vivienda y autogestión pública.

Considerar la vivienda como un bien básico que no puede ser especulado. Una fuerza social que es importante aprovechar en el hacer político (de abajo a arriba) (desde el corto plazo al largo plazo) Lazos ciudadanos en la alternativa de la vivienda vacía. El estado garantizará la solución de la vivienda pero enfocándolo al incentivo y no al concepto paternalista.

Observatorio viviendas:

  • Censo viviendas vacías.
  • Recuento posibles usuarios.
  • Estudios sociales.

BWKQnItIMAET1bk

Día 3- La sociedad respecto a la ciudad.

Se esta dando un vuelco intenso usando herramientas del pasado. Imperiosa necesidad de espacios de confianza para una nueva interdisciplinariedad participativa. La ciudad como hecho complejo generando diagnósticos validos, incluidas políticas de genero, que eviten la supremacía del ciudadano varón blanco, sano y de mediana edad.

Una democracia en tiempos difíciles debe beber de la sociedad civil organizada para repensar las políticas de vivienda y, en consecuencia, sociales. La ocupación valorada como acto necesario, y no solo reivindicativo, en lucha contra el apoderamiento anacrónico de la clase dominante de espacios, nos otorga la reflexión sobre la eliminación de los agentes terciarios de los procesos vitales como la vivienda.

BWKQnItIMAET1bk

 

IDEAS PARA UN MANIFIESTO

Las ciudades voraces en su relación con el territorio generan una gran hostilidad del medio para con el humano. La urbanización desde el centro de la ciudad a las promociones de las afueras producen una perdida en la democracia efectiva, a través de una segregación socio/espacial o metástasis territorial, alejando las reservas de espacios de servicios/producción/comunicación de la interacción ciudadana. Composiciones urbanas que, al modo Haussmann*, aíslan para las guerras al ciudadano de su prójimo, imposibilitando la representación por sector controlable debido a las densidades fuera de escala y de la complejidad de la ciudad vernácula.

[*¡Cuidado! ¡El que saca a Haussmann al retortero gana la discusión sobre urbanismo!]

En paralelo las propias disciplinas técnicas rechazan el contacto social más allá de lo que el filtro catalizador de su decisión, protegido por la ley, les permite. Esto produce un rechazo notable ante imposiciones y la falta de búsqueda, en decisión reflexionada, del arquitecto y sus derivados o la ayuda convalidada. Esta naturalidad se ofrece como incomprensión por parte del gremio, como una pataleta llena de vigas y pajas, que ciega la visión consecuente del ciudadano lúdico.

Los problemas metabólicos resueltos a través de colores en su maravilla. Ciudades verdes y azules en barrios con herramientas generadas y representativas. Las energías distribuidas cuidadas por la igualdad en un urbanismo integrado en la vida cotidiana, recuperando el uso de la calle para la infancia y la ciudad autónoma para los mayores.

En realidad todo acabaría remezclándose en participación e implicación. Apoyo iniciativas sociales, politizadas, en lo que a postura crítica se refiere, y a procesos participativos efectivos. Búsqueda de un lenguaje común que supere los actuales marcos tecnócratas de decisión manejados por la demagogia política, para acabar aceptando el poder de la lucha social generada desde la base y sus problemáticas, sin que esto suponga un detrimento en forma de trueque de sus principios básicos.

En definitiva, la ciudad depende de los que en ella habitan, y estos no tienen porque sentir que viven en un lugar no hecho para ellos. Dejemos atrás los grandes planes urbanísticos del pasado, dejemos de jugar con las personas como si estuviéramos ante una pantalla. Estamos en el momento temporal y social, en el que decir adiós a “la ciudad para las personas, pero sin las personas”. Tenemos un papel relevante como técnicos y ciudadanos al mismo tiempo, pero no somos los únicos, ni siquiera los más importantes.

Por último mencionar el papel que juegan las administraciones, debemos ser capaces de actuar junto a ellas, pero es más importante ser críticos cuando así sea necesario. De ese modo se podrá conseguir que las administraciones no sean obstáculos sino puntos de apoyo cuando es más necesario.

PROGRAMA_DEFINITIVO__Página_2 PROGRAMA_DEFINITIVO__Página_3 PROGRAMA_DEFINITIVO__Página_4

La ciudad viva se ofrece como blog de investigación e investigadores dedicados a la labor exhaustiva de la arquitectura en sus amplitudes. Más que recomendables sus buceos.

 

P.D.    El blog de José Fariña  –>  Píldora estupenda de conocimiento.

Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed