Alg-a Lab

En un periodo de transición como proyecto colectivo y madurez individual aparece la oportunidad con Alg-a Lab para la continuación en residencia de la investigación del último año, Aldea Lúdica. Las conexiones con esta familia Alg-a aparecen desde tantos cruces que parece mentira no habernos encontrado en anteriores caminos; lo que si es seguro es que esté será el inicio de una gran colaboración. A modo de diario de viaje, me tomo la libertad de hablar en primera persona queriendo entender esta experiencia como el híbrido vital y profesional que aparece en el momento indicado. (El desglose en “días” es una referencia a las determinadas fases por las que pasará la investigación)


 

Dia 0

output_mYtplI

output_oq3sEn

Por fin llega este aterrizaje no solo en una región amada sino en un laboratorio que admiro. Me reciben Irene y Manu, a los que no conocía, guardeses del proyecto y sus espacios. Alg-a es chillón e inspirador y no puedo dejar de observar sus esquinas y reciclajes. Con Irene, arquitecta y poeta, aparecen las primeras ganas y bandas sonoras, con Manu la acogida, los propósitos y críticas constructivas que tanto necesito.

El propósito de esta inmersión arrancó sobre los dilemas hacia la visualización de mis experimentos pero ha evolucionado gracias a las conversaciones con Manu, que tras presentarme las anteriores residencias, me destroza el cerebro para enganchar con aquellas mis primeras curiosidades. Son los trabajos de Paco Inclán y Agata Rucklewicz los que me hacen retomar unos textos que siempre dejo a medias. Las intenciones de estos dos artistas para con Alg-a encajaban de manera impoluta con las maneras de las psicogeografías. Desde este punto de control hecho retiro, establecieron simpatías increíbles con el lugar, y no puedo sino desear en mí su continuidad dándole una perspectiva cercana a mis búsquedas.

¿Las tortugas derivan?

Bienvenidos a alg-Aldea Lúdica.

++alga_Página_1++alga_Página_2 ++alga_Página_3

Estos paneles fueron los añadidos a mi presentación precocinada e intentan reflejar los dos caminos que se presentan explorables en este primer cruce que surgió desde la distancia.

Por tanto el planteamiento para los días iniciales consistirá en ir aglutinando los mapas territoriales al alcance y ordenando aquellos libros cargados de pasión adolescente y acordes situacionistas. Intentaré recordar que es lo que yo creía de la última vanguardia, explorar con humor mis errores y  las locuras de mi “vandalismo ilustrado” de hace 10 años. (Definición auto-otorgada en su momento)

Me da pena no ser poeta o fotógrafo, este espacio lo merece. Intentaré dar lo mejor que sé, si la cabeza nos deja, intentaré alejarme del ordenador más de lo que necesito para desarrollar mis resultados, sino sería imposible entender toda esta complejidad.


Dia 1

Instalado en herm3tica, mi laboratorio de esquizoan4lisis por un mes, y  mientras el ordenador se enquista en determinados cálculos estimativos que solo me sirven para empezar a entender la región (ya tarda más de 15 min. en abrir el archivo oportuno), me propongo encontrar algunos de los parámetros que puedan definir las investigación de las dos residencias que impregnan este trabajo.

Entre palabras iluminadas que me esfuerzo en comprender para apreciar sus reflexiones, la mano sigue explorando casi automáticamente los rincones de la programación que me resultan más cómodos, es decir, los más fáciles. Como esto me sale natural, aparto las letras por un rato. Aún hay tiempo. Pongo bloques visuales sin pensar, corto y pego antiguas lógicas y los intento empotrar en un estudio topográfico que me ha costado demasiado esfuerzo conseguir.

La primera zona a analizar ya esta condicionada. Es perfecta. Fue Manu quien me trasmitió su obsesión por encontrar nuevos significados en el corredor Norte-Sur de Galicia alrededor de la carretera N-550, una linea de desarrollo realmente densa que vertebra este país, que se incrusta en Portugal y cuya descomposición supone un difícil reto para un extranjero, por mucha lujuria que se le ponga. Hoy no me relacionaré con nadie pero también tengo que aprender a valorar mis maneras.

A ratos también voy etiquetando mis libros de mediana edad sobre los alrededores de Debord pero es cierto que las lucecitas me exigen menos que este artista de conceptos derrotistas que tanto me apasiona. Supongo que esto fue lo que nos atrajo desde el primer momento. Entendíamos en sus palabras el reflejo ilustrado de aquellas intenciones con la antorcha encendida. Arkformance, un recuerdo prepotente que me hace siempre sonreír, supuso nuestro reducto situacionista particular. Experimentábamos como podíamos desde el desconocimiento pero rozando la libertad sobre el software y los botes de pintura. Necesito encontrarme con aquel propósito desde una postura más tranquila, lo que no significa que no siga deseando la consumación del fuego, es solo que ahora entiendo mejor por donde atacar.

Sin darme cuenta ya tengo unas primeras visuales sobre la zona en el objeto virtual. He estado fragmentando y estudiando el transporte en grupos de 1000 habitantes. Intento incorporar estructuras automáticas de comunicación secundaria para comprobar las distintas coincidencias con la organización por aldeas, concellos y parroquias. Aún no tuve suerte pero empiezo a abrir un camino que puede llevarme a códigos interesantes.


Dia 2

Llegados a este punto y gracias a las decisiones tomadas, organizo y renombro mis días a partir de las dos variantes evolucionadas al proyecto que pretendo desarrollar en esta estancia y alrededores: Experimento en Rede y Experimento Psicogeografía. Para poder llevar a cabo estas incursiones cercanas al reto sobre la simultaneidad, me apoyo en tantos sabios como puedo. Por el lugar aparecen paisajes y personas. Ambos agentes ayudan a la ecuación de la inmersión lúdica. Como no se hacer fotografías, me quedo con sus panoramas.

Panorama_currela_web+Panorama_monte_web++

Estos días también llegan movimientos y diálogos: El próximo viernes nos esperan en Porto, Portugal. La siguiente semana parece que aparece A Coruña. Los nervios y las ganas se van uniendo en un territorio del que empiezo a empoderarme poco a poco. Como no se hacer fotografías, me quedo con sus detalles.

Experimento en Rede

En colaboración con Manuel Cebral (@Man_Hauser), compañero en Alg-a, y confluyendo con las intenciones de sostenibilidad de la Rede Imaxinaria proponemos una investigación en forma de juego colaborativo, un sistema de conexiones, potenciales y evolución. La mejor definición de nuestro planteamiento la hace el propio Man en la web de Alg-a:

A modo de prototipo de #rede e como #ecosistema, estamos a desenvolver con Alberto unha interface multiaxente dos movementos de recursos, persoas e coñecemento na Rede Imaxinaria, de cara a coñecer o rendemento desta propia rede, a súa optimización ou as súas perdas; insertala nun sistema ou concepción entrópica segundo as variábeis de #investigación #desenvolvemento e #innovación entendéndoas como fases nun mesmo proceso que ten como fin respostar á pregunta: como producen os nodos dunha rede innovación?

En estas intenciones aparecen los primeros diagramas de relaciones sobre la complejidad a tratar siempre desde el campo intermedio. Ampliamos también los lugares hasta más allá de la frontera de Portugal gracias a buenos consejos. El próximo día me tomaré más tiempo para explicar el aprendizaje.

 [Not a valid template]

Experimento Psicogeografía

En colaboración con Ángel de la Mata (@AngeloAndyellow), compañero en aquel Arkformance, y continuando la estela inicial nos planteamos el objetivo de contrastar las experiencias de Agata y Paco sobre las psicogeografías encontradas en Valladares y los estudios de agentes programables. Para ello tras las primera reunión acotamos unos objetivos y tareas a realizar en estas semanas venideras, previendo que el desarrollo práctico aparecerá en el contacto personal a mi vuelta.

 


Dia 3

Experimento en Rede

El prototipo trabajado en NL (NetLogo) continua su desarrollo y acotamos ya un desglose de agentes involucrados así como de sus relaciones internas y finalidades. Cada nodo que participará de la rede imaxinaria, surge de un test de preguntas encajado ya en el dominio que abrimos para la causa. En dicho cuestionario el nodo no solo se geolocaliza en la herramienta sino que abre su propio código interno en base a los territorios, agentes y recursos a su disposición. Las respuestas se concretan sobre un criterio de calidad, la cantidad no importa. En una escala del 1 al 5 respondemos al grado de influencia de cada uno de estos elementos dentro de la espacio configuracional del nodo.    nodo0nodomalnodobien

El objetivo del modelo será la sostenibilidad de la Rede Imaxinaria pero primero debemos entender los objetivos particulares de los nodos que la forman. Es por eso que encontramos una fagocitación dentro del diagrama lógico que explica la línea funcional de la herramienta: primero, preguntamos a los nodos sus estados internos, si estos funcionan los incorporamos a la rede en pos de una innovación colectiva. Si no funcionan deberemos considerar 3 posibilidades para esta esta optimización, cuestionando desde las propias reglas internas a la incorporación de ayuda externa puntual. diagramalogico Pero el término de innovación nos plantea mil dudas. ¿Cuál será nuestra moneda de cambio, nuestro parámetro que determine el sistema de valores para los estadios de cada nodo? Desde unos primeros cálculos simplistas donde recolectábamos sumatorios de los agentes disponibles, que entendíamos irían aumentando o disminuyendo según las reglas de crecimiento, llegamos a la certeza que para contabilizar el progreso de un nodo deberemos centrarnos en sus capacidades de generar esta innovación. Mas una innovación que se extradita de su definición clásica. Cada proyecto iniciado, cada relación establecida (externa o interna), cada “link” en la herramienta en cualquier caso, aparecerá en esta lista innovadora. A la hora de definir estos link, entramos en política propia del proyecto en red que se fragua alrededor de condiciones como ecología, moneda social, cultural libre o decrecimiento. Poco a poco.

Llegamos a Porto por tanto con este proceso a mitad de camino. Nos recibe Miguel y nos lleva a Espaço Compasso, un extraño mundo de fantasía de interior que aparece ante nuestros ojos tras una opaca entrada al final de un portal de un bloque de viviendas en el centro de la ciudad. En este relato sorpresa conocemos el espacio y dejamos que nos conozcan.

La presentación salta las barreras idiomáticas de manera precaria pero efectiva gracias a la capacidad multilingüe del público portugués. Nos preguntan justo allá donde nos ven dudar. Son constructivos y nos ayudan a evolucionar planteándonos las cuestiones oportunas que aún no quisimos afrontar. El desarrollo de un protocolo en programación tiene estas cosas.

A la primera pregunta no sabemos qué responder: ¿Seremos capaces de crear la analogía que incluya la complejidad suficiente del contexto de cada nodo? No es lo mismo el entendimiento del territorio para un nodo en la ciudad que para otro en el entorno rural pero nos planteamos si la declaración de incluir el estado inicial a través del cuestionario ya dispone de la capacidad abstracta suficiente para estas complejidades; quizás la definición aquella que hacíamos de calidad nos devuelva al camino.

Al primer malentendido sí que respondemos con firmeza: nuestra esperanza es libertaria;  ¡muerte a las Smart Cities!

El resto del fin de semana transcurre como cualquiera de los que suceden en Porto, esto es, impredecible y maravilloso. Batallas de madrugada entre los límites de ciencia y arte, conferencias improvisadas en la puerta de un centro contemporáneo que versan sobre la implicación del faircoin en los movimientos sociales – mientras dentro rezuma un karaoke experimental – o cigarrillos brasileños sin pega ninguna, embriagantes, llenos de sabor, como la ciudad misma.

Después de un almuerzo lleno de emociones y coincidencias en la casa colorida, un espacio hermano de este (mi) alg-a lab, planificamos en el camino de vuelta lo que pretende ser una semana intensa hacia el remate de las herramientas,  programando además los últimos bolos de esta aventura maravillosa.

 

Experimento Psicogeografía

Para con este experimento que cada vez se encuentra más definido hacia un proyecto mayor, me dispongo a pormenorizar las dos residencias artísticas como paso previo de reflexión.

Residencia Paco Inclán

El proyecto de Paco Inclán denominado “Hacia una psicogeografía de lo rural” se basó en la ejecución de una serie de acciones que, de alguna manera, recre(as)en/emul(as)en/revisit(as)en algunas de las realizadas por los propios situacionistas en la ‘puesta en práctica’ de la psicogeografía. Paco se apoya para esto en dos ejes fundamentales:

El intento del autor de llevar la psicogeografía a un ambiente rural supone renovar los campos de acción situacionista. Paco analiza aquellos conceptos sobre la revolución lúdica planteada desde lo cotidiano La Détournement, Deriva estática o la Cita posible serán algunos de los procedimientos situacionistas por los que Paco intentará sucumbirse como artista dentro del contexto de Valladares. Estas búsquedas ya presentían lo que luego fue un hecho, la empatía consecuente de las interacciones con lo local serán tan fuertes que afectarán en todo caso el proceso artístico, algo realmente intencionado en el conocimiento desde los psicológico de nuestro territorio. Paco pues comienza a conocer a los habitantes de las diferentes parroquias, entendiendo la idiosincrasia productiva de sus funciones y la capacidad identitaria que le otorgan las diferentes referencias administrativas, como el centro vecinal o la propia mancomunidad de montes. Desde sus primeros contactos aparecen las referencias a su configuración de ciudad-estrada expansiva, lo que le sustrae de su potencial comunicativo la templanza de un lugar de referencia central. Tomamos una pausa en esta lectura para recordar aquellas investigaciones de Christopher Alexander en los capítulos 5 y 6 de su Lenguaje de patrones que parecen describieran nuestro paraíso de retiro en Valladares.

[Not a valid template]

Muchas personas quiere vivir en el campo. Y también quieren estar cerca de una gran ciudad. Pero es geométricamente imposible que existan miles de pequeñas granjas a pocos minutos de un gran centro urbano. Para vivir bien en el campo, hay que poseer un trozo de tierra de tamaño razonable – lo bastante grande para tener caballos, vacas, gallinas y huerto- y hay que tener acceso inmediato al campo abierto y continuo, hasta donde alcance la vista. Para tener un acceso rápido a la ciudad hay que vivir cerca de una carretera, a pocos minutos de coche de los centros urbanos y con una linea de autobús que pase por la puerta. […] La gran ciudad es un imán. Es enormemente difícil para las pequeñas villas permanecer vivas y saludables frente al crecimiento de la urbe central. […] Potencie los pueblos donde existen; y estimule el crecimiento de nuevas villas autosuficientes, con poblaciones entre 500 y 10000 habitantes, totalmente rodeadas de campo abierto y al menos a 16 km de distancia de las más próximas. Consiga que dotar cada villa con los medios necesarios para crear una base de industria local llegue a ser la preocupación colectiva de toda la región, de modo que esas villas no sean dormitorios de personas que trabajan en otro lugar, sino verdaderas ciudades de pequeño tamaño y capaces de mantener una vida plena.

Christopher Alexander

Los primeros acercamientos del autor hacia estos estados del arte, desencadenados por el potencial temporal de la propia solución residencial de alg-a lab, me dejan enganchado a su lectura; ha sabido picar donde aparece la sangre de mis pasiones. La nueva babilonia de Constant se le traduce como enamoramiento, y a mí también. [Not a valid template]

Imaginó entonces una ciudad nómada formada por unidades habitacionales que se pudiesen trasladar. Un espacio volátil, efímero, que pudiera desaparecer de cualquier espacio en cualquier momento. Un delirio arquitectónico que dejó fluir hasta ensoñar un proyecto de estas características a escala planetaria. Casas, pueblos, ciudades, también parroquias viajando errantes de un lado a otro sin rumbo definido.

Paco Inclán

Las derivas iniciáticas de Paco le condicionan desde la supervivencia; las pendientes del territorio cumplen su función de manera perfecta para filtrar al psicogeógrafo inexperto. Paco lo acepta y yo aprendo al leerlo. Mañana tendré que organizar muy bien la primera y última de las mías, confío en la capacidad de continuar esos recorridos sobre el código donde también aparecen aleatoriedades y decisiones a zonzo. A partir de sus experiencias los pulmones del autor se amplían, captando todo aquel trozo de memoria inscrita en el lugar, nombres que empiezan a resonar en galego y que serán la razón de su investigación personal: Muiños, Hórreos, Lavaderos y Furanchos.

Es mi objeto referente de un entorno rural en proceso de transformación, el empleo de unas formas ancestrales –de reciclaje y reutilización de los objetos y la naturaleza del entorno- para un proceso metalúrgico, mecánico, industrial.

Paco Inclán

fernandiño1parablog-476x6352Como entrevistador sin preguntas en busca de respuestas comienza a encontrarlas desde distintas perspectivas. Abandonado a la falta de rumbo aparece de manera relativamente intuitiva el campo de contacto donde puede desarrollarse de mejor manera. Paco invita a la cita posible, conoce los temas que evitar y rescata las enjundias. Además de una suerte de toponimias, historias y chascarrillos, aparecen como nudos relacionales, los objetos, contenedores máximos de historias sencillas con reflexiones complicadas. El autor toma la decisión más importante de su estancia: convencer a los narradores de estos relatos físicos sobre el potencial de sus piezas, de su valor expositivo y vital.

La construcción histórica está consagrada a la memoria de los que no tienen nombre.

Memorial a Walter Benjamin

Mientras toma forma un propósito, la memoria sigue apareciendo como inspiración en forma de regalos para nuestro Paco Inclán, cada vez en mayor sintonía con el facer galego. Espacios musicales, dibujos de la infancia…Pareciera que se hizo uno con Valladares. Escribiendo estas palabras a unos días de marchar de esta tierra, lamento no haber tenido dos vidas en este pasado mes para dedicar la segunda a pasear por estos lares.

[Not a valid template]
Estos connatos de identidad le hacen expandir su psicogeografía hacia el contexto especulado que le rodea. Vigo queda descrita como animal de presa hacia sus vecinos montes y aldeas, como colonizadora de los sentidos rurales. Lo más crudo es que todo eso es cierto. Los comentarios de Paco contrastando con los datos de los sistemas estadísticos me hacen reflexionar sobre las herramientas, a recalcar aun más en este inicio de investigación que los recuerdos no se simulan, que las tortugas jamás derivan. Se pone interesante… Los registros a los que llega este psicogeógrafo se establecen en lo que denomina como una triple relación con los objetos:

Es de tal importancia estas relaciones que los vecinos se apoderan de esta idea por completo hacia una exposición emergente que se acaba inaugurando en el pueblo.

Los objetos –subjetivizados por la historia que transmiten- son un apéndice de los sujetos que me los narraron, una manera de aproximarme a los condicionantes psicogeográficos de la parroquia.

Paco Inclán

[Not a valid template] A estas alturas Paco ya es un vecino más y arranca su segunda fase alejándose de aquella posición de observador hacia una nueva de analista, extrayendo conclusiones sobre la exposición y sus interacciones.  Esta potencia de los objetos le desemboca irremediablemente en un paso más allá, convirtiéndose a sí mismo en un objeto más. A través de una deriva a la estática se incluye como paisaje, como punto de referencia para la parroquia e incluso la prensa. Su contexto era el más optimo, el hórreo que acompaña al laboratorio se convirtió en una rústica nave a punto de iniciar el despegue, un útero materno del que costó arrancarse al caer la noche. Paco acaba aquí su relato público, el resto lo exporta en un rico documento que denomina psicogeografía de lo rural, al que intentaremos incarle el diente en los próximos días y que profundiza magníficamente sobre sus experiencias en Valladares.

Residencia Agata Ruchlewicz

Un proyecto sobre intercambio de recuerdos para la mejor comprensión de los lugares, sobre trabajo con la memoria colaborativa, sobre descubrimiento de capas invisibles de la ciudad y sobre co-reconstrucción de los lugares en nuestra memoria activándolos como puntos dinámicos.

Definición Ágata

Este proyecto se desarrolló durante la residencia artística en alg-a lab en Valadares (Vigo, Nov-Dic de 2011) La autora lo dejó definido en dos partes:

La forma del mapa inicial de Ágata sobre Vigo, dibujado sobre aquel “stripValadares” desarrollado en alg-a anteriormente, estaba incompleto. Fragmentos en blanco se dejaban para que el espectador los rellenase con sus memorias, para pensar alrededor de la ciudad, para reflexionar un poco, artilugios que rellenar dibujando, como recipientes de memoria, buscando un mosaico en forma de losetas de imágenes, memorias y pensamientos.

mapa_zc_cb

Estos nuevos conocimientos a partir de lo vivido, Ágata los llegó a denominar un código de la ciudad, conexión esencial con nuestros entendimientos sobre la cibernética. Sobre estos nuevos mapas nos acerca a los modos en los queremos incorporarnos: El espacio es un lugar ejercido donde la calle geométricamente definida por la planificación urbana es transformada en espacio por los caminantes.

Cada espacio se convierte por tanto en algo vivo con el primer paso de la primera persona; es entonces cuando se convierte en un lugar, en su sentido de mapa dinámico de puntos y áreas.

Agata Ruchlewicz

esquema

En su proyecto, y así lo va narrando en su diario, pretende activar aquellos puntos/áreas en la ciudad que introduzcan historias invisibles, códigos especiales. Para ello tuvo que trabajar en las maneras de archivar todos estos datos de Valadares, su manera de organizarlos y agruparlos para llegar a transformarlos en un lenguaje visual, en métodos de codificación-decodificación.

¿Los mapas tradicionales tienes algo en común con nuestros mapas subjetivos del lugar? ¿Se pueden definir lugares a través de códigos especiales?

Agata Ruchlewicz

Antes de siquiera pensar en una plataforma web comienza con un sistema analógico. Un gran mapa pegado a la pared le sirve de base para marcar las experiencias recibidas de los vecinos y las suyas propias. En una de estas últimas empieza a entender el conjunto como suma de colores, empieza a generar su propio mapa, su propio Valadares. En muchas de las primeras se escuchan las voces de las mujeres, los viejos campos, las antiguas casas abiertas sin cercas.

esquema2

Los sonidos cobran protagonismo y empiezan a conformar los ruidos de ese objetivo subjetivo, no solo como complemento a conjunto visual del mapa sino como formato de archivo para estas historias. Las imágenes aparecen en relación directa con el caminar de la autora; una mirada cada diez pasos llena de colores. Cada vez que se aparece una cifra, el corazón del código late más fuerte. Ágata comienza a centrar sus sentidos hacia lo no fiable, lo audible como potencia de esta deformación artística.

La propuesta propia de Ágata pasa irremediablemente por la interacción con los vecinos de Valadares. Esto le desemboca de manera natural en el Banco del Tiempo, una asociación vecinal de intercambio desde la buena moneda. Se plantean reuniones y recorridos por las distintas versiones del pueblo, intentando involucrar hacia un mapa los relatos recibidos en un acuerdo de acceso público.

Agata, como le ocurrió a Paco en su momento y a mí en estos días, empieza a enamorarse de esta tierra gracias a la dinámica del proceso psicogeográfico. Los retiros provocan la valoración de los detalles y ella lo refleja en las paradas en el camino, los espacios de identidad encontrados. Las fuentes como lugar de encuentro se convierten en el descanso y reflexión de esos caminar sin objetivo.

El espacio que nos rodea está vivo y nos envía muchos mensajes. El espacio no sólo lopercibimos visualmente. Tiene también sus olores, sus sabores, e incluso se puede tocar.

Agata Ruchlewicz

serie dinámica

kolory

Encaminándose hacia su última fase la autora se deja atrapar en los argumentos de Kevin Lynch y sus elementos de referencia en el mapa cognitivo de cada conjunto habitado. La referencia hacia los mojones/hitos/landmark como aquellos puntos fijos reconocibles en el territorio por distintos factores, incluidos los simbólicos, le hace imaginar un mapa con estas marcas de la memoria recogidas en el transcurso de su experiencia colectiva. Pero ¿Cómo visualizar esta información en un conjunto complejo?  Justo antes de introducirse en el código, un nuevo paseo por la ruina le hace entrar a valorar los lugares sin vida, enlazando hacia aquellos aspectos sobre la memoria que Paco también exploró en su día, aunque ya no queda tiempo para más, el trazado esta hecho y es muy potente. Los colores, las ruidos e incluso la propiedad terminan de acotar los trazos de su ya mapa subjetivo.

layout

 

 


Dia 4

Experimento en Rede

Comienza la última etapa de mi colaboración con alg-a Lab, con Man_Hauser, con Galiza y alrededores, y aparecen los miedos propios del que no sabe si es apropiado sacar conclusiones. El morbo de trabajar sobre estas abstracciones aparece representado en las reacciones del lector, nunca intermedias, siempre radicalizadas: O el proyecto es un gran avance sobre la complejidad o una auténtica mierda. Lo interesante además es que los argumentos para ambas opiniones suelen ser casi siempre válidos y cada uno de ellos se me transforma en razón última para continuar con estas investigaciones.

Dedicamos pues la semana final a los últimos retos del proceso, no solo exponerlo ante públicos muy potentes sino lo que es peor, ante nosotros mismos. Trabajar sobre una analogía programable nos convirtió la endogamia en enfermedad, aunque esta sea placentera. No tardamos mucho en definir sobre la herramienta las posibilidades de relaciones externas que podían surgir entre nodos, los costes de estos enlaces e incluso la dinámica visual de nuestras queridas “tortugas”.

Plantemos para nuestra fase reflexiva 3 casos de estudio concretos, intentando demostrar en sus datos y mapas consecuentes las maravillas de esta rede imaxinaria. Las capacidades innovadoras que surgen gracias al trabajo de los distintos colectivos en relación, no solo apoyando las deficiencias del resto a partir de los excedentes de uno mismo, sino poniendo en valor precisamente cada uno de esas conexiones de soporte vital.

La presentación en A Coruña la calentamos con trailer, y merece aun más la pena por el intercambio tremendo con la gente participante de la charla. Currantes y curiosos nos confirman y ayudan una vez más a seguir adelante. Sin duda A Casa Da Fariña ha sido el espacio ideal para encontrar este feedback tan potente. Aquí la presentación que resume todo el material y con el que cogemos carrerilla para la recta final.


[Not a valid template]

Experimento Psicogeografía

Como despedida, hoy me lancé a la conquista del recorrer sin rumbo, aunque tuve que admitir una serie de condicionantes tan válidos para la deriva como cualquier otro:


[Not a valid template]Debo considerar tras este mapa de datos sin criterio, finalizada la primera fase de la investigación. Me arraigo a la extensa recopilación de textos situacionistas sobre el tratamiento del urbanismo y la cibernética que aun debieran asentarse en nuestras cabezas. Agradecido quedo a aquel tiempo compartido junto a Alexandra en el workshop de la escuela Gallaecia de Vila Nova de Cerveira donde aparecieron herramientas de rápido aprendizaje y con las que seguro continuaremos nuestra exploración.

La siguiente etapa por tanto arranca a mi vuelta a Andalucía junto a mi compañero de estas idioteces, Ángel de la Mata, y su incansable conciencia artística de revolución. Nos queda mucho aún que reflexionar, ampliando quizás a aquella primera pregunta – ¿Las tortugas derivan? - una segunda – ¿Qué clase de psicogeógrafo eres?- o incluso una tercera aún más peligrosa para nuestros contextos: ¿Somos capaces de practicar una psicogeografía en nuestro hogar, esto es, Córdoba?

Todo se andará [a zonzo].

 


 

Dia 5

Llega el fin de fiesta de esta aventura hacia la eterna continuación, espero, de Aldea Lúdica y rematamos en un espacio en familia. Espacio Nido, co-working que nos acoge para presentar las conclusiones intermedias del proceso realmente elaborado del último mes. En pleno centro neurálgico de la gentrificación viguesa, Espacio Nido sobrevive como proyecto de espacio compartido ante la atenta mirada de los peores especuladores, el propio concello. Incluyendo esta discusión dentro de los diálogos de la presentación, nos enriquecemos con una empatía hacia lo local, requerimiento que empieza a exigirse para las siguientes aproximaciones. Sonrío por lo que me queda por aprender de esta gente tan bonita.

[Not a valid template]

*El proyecto se puede consultar en funciones en la web:

http://ecosistema.imaxinaria.org/

**El proyecto se puede consultar en código en el repositorio:

http://modelingcommons.org/browse/one_model/4303


 

Me despido de alg-a Lab y su magia de la mejor manera que se me ocurre, junto a una libreta y un filósofo. Ambos han colmado éste mi trozo final de vida de cruces de mil cables, teoremas y autores. La residencia finalmente se centró en el desarrollo profundo de la aplicación en Rede pero también nos inspiró las pautas teóricas para el siguiente experimento. El último sonido que me llega es el del sintetizador de radio piratona, Man_hauser se atrevió a invitarme al prototipo de su futuro programa - theatrum philosophicum – un lujazo que me convierte en esponja, de nuevo. El último sabor de Galiza es el del chorizo, criollo, adjetivo que define perfectamente mi relación amorosa con este país, y mentres tanto un segundo. Graciñas!


Bibliografía

DSC_0291 VV.AA, Internacional Situacionista (vol. 1): La realización del arte, Traficantes de sueños, 1999.

VV.AA, Internacional Situacionista (vol. 2): La supresión de la política, Traficantes de sueños, 2000.

DEBORD, G., “Esa mala fama…”, pepitas de calabaza ed., 2011

DEBORD, G.,La sociedad del espectáculo, Pre-textos, 2008


Residencia Paco Inclán:

Residencia Agata Rucklewicz-dzianach:


 

Bibliografía Información Técnica

Documentos del Centro Nacional Información Geográfica (CNIG): [http://centrodedescargas.cnig.es/]

Plan Xeral de Ordenación Municipal do Concello de Vigo (2009) [http://xmu.vigo.org/]

Sistema de Información sobre Ocupación del Suelo de España (SIOSE), integrado dentro del Plan Nacional de Observación del Territorio (PNOT) 1:25.000 [http://www.siose.es/]

Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookCheck Our Feed